Talleres productivos

El Encope administra 255 talleres de producción industrial y agropecuaria que funcionan en 28 unidades del SPF, con inversión en tecnología y capacitación continua. Este organismo diseña y gestiona tareas productivas que maestros penitenciarios implementan junto a las personas privadas de la libertad que participan de los programas de formación en oficios.

En el ámbito del Servicio Penitenciario Federal, el trabajo es uno de los factores vinculados a la reducción de la reincidencia y el desistimiento del delito. Es por ello que se aspira a que los participantes de los programas generen habilidades, responsabilidades, fortalezas y vínculos sólidos que le permitan una integración social efectiva y alejada del delito.

Taller de Tambo

Dentro de los talleres agropecuarios, el tambo se destaca por la calidad de sus animales y por la leche producida, que luego es vendida a una usina láctea o tambera zonal y utilizada como insumo para el taller de quesería.

Al trabajar allí, los internos obtienen capacitación en el ordeñe –que se realiza dos veces por día–, en el manejo de los animales (arreos), los cuidados en la limpieza e higiene.

Cabe destacar que la cantidad y calidad de los alimentos consumidos por los bovinos en cada categoría, es determinante para la sanidad y productividad del tambo. El alimento balanceado hace referencia a un compuesto nutricional que satisface en forma ajustada las necesidades energéticas, proteicas, vitamínicas y de minerales requeridas para cada etapa. Junto con el agua y el pastoreo, equilibran los niveles alimenticios para un óptimo estado corporal que posibilite la buena productividad del ganado.

Las vacas Holando Argentino del tambo de la U4 y U19 son de alto valor genético. Por ello, necesitan contar con alimento forrajero y balanceado en tiempo y forma para no afectar su performance productiva durante todo el ciclo de la leche y poder cumplimentar con los rendimientos estimados.